• Posted

Declaración Institucional 25 de noviembre de 2019 “Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer”

Desde 1981, militantes y activistas en favor de los derechos de las mujeres consideraban el 25 de noviembre como día de protesta y conmemoración contra la violencia de género.

Este día es sumamente importante ya que la violencia contra las mujeres y niñas es las más extendida del mundo actual. Se cree que el motivo es la impunidad de la cual disfrutan los perpetradores y el silencio, la estigmatización y la vergüenza que sufren las víctimas.

Fue en el año 2000 cuando la Asamblea General de la ONU designa el 25 de noviembre como el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, invitando a gobiernos, organismos internacionales y a ONG´s a tomar cartas en el asunto y coordinar acciones que eleven la conciencia pública en cuanto a la eliminación de todas las formas de violencia contra las mujeres.

En España, se produjo una inflexión en la actuación de los poderes públicos con la aprobación del Pacto de Estado contra la Violencia de Género, sancionado en 2017 en las Cortes Generales, para la erradicación de la violencia hacia las mujeres en todas sus formas.

Así pues, este pacto fue el resultado de intensas negociaciones parlamentarias en los grupos de trabajo constituidos en la subcomisión parlamentaria en el Congreso de los Diputados y en la Comisión de Igualdad el Senado. Tras un año de comparecencias y negociaciones, en septiembre de 2017 se aprobó, sin ningún voto en contra, el Informe de la Subcomisión parlamentaria para un Pacto de Estado en materia de Violencia de Género en el Congreso de los Diputados, y la Ponencia del Senado.

Este Pacto implica incidir en todos los ámbitos de la sociedad y contiene 214 medidas del Congreso de los Diputados y 267 medidas del Senado divididas en 10 ejes diferentes: de acción: sensibilización y prevención, mejora de la respuesta institucional, mejora de la asistencia, ayuda y protección a las víctimas, asistencia y protección de menores, mejora de la formación, mejora del conocimiento, recomendaciones a Comunidades Autónomas, Entidades

Locales y otras instituciones, otras formas de violencia contra las mujeres, financiación y seguimiento del pacto.

En la medidas 208 del Congreso y 265 del Senado se establece que para llevar a cabo las medidas del pacto se destinarán mil millones de euros durante los próximos cinco años desglosados de la siguiente forma: 100 millones de euros adicionales destinados a las Entidades Locales, 500 millones de euros adicionales destinados a las Comunidades Autónomas y otros 400 millones de euros adicionales destinados a competencias estatales contra la Violencia de Género dentro de los Presupuestos Generales del Estado.

Esto equivale a 100 millones de euros anuales durante 5 años transferidos desde el Ministerio de Igualdad a las Comunidades Autónomas para el desarrollo o ampliación de las medidas recogidas en este Pacto.

Asimismo, instamos a todos los grupos políticos e instituciones a continuar con la necesaria cooperación institucional para luchar contra la violencia machista, dando así cumplimiento a los acuerdos y medidas del Pacto de Estado y a los compromisos asumidos por parte de todos los grupos políticos y las diferentes administraciones públicas en el ámbito de sus competencias.

La Violencia de Género nos compromete a mantener y reforzar la lealtad institucional entre todos los grupos políticos para seguir fortaleciendo la labor del Gobierno en la lucha contra la violencia hacia las mujeres en todas sus formas hasta alcanzar una sociedad libre de violencia machista.

Desde el año 2003, fecha en la que comenzó a contabilizarse de manera oficial el número de víctimas mortales por violencia de género, hasta el día de hoy son 1.027 las mujeres asesinadas por violencia de género en España y 275 los menores de edad huérfanos. Además, desde el 1 de enero de 2013 hasta el día de hoy, el número de menores víctimas mortales en casos de violencia de género contra su madre asciende a 34.

Estas cifras no son solo un número, sino que reflejan el rostro de la barbarie machista más atroz que no podemos consentir en ningún Estado social y democrático de derecho.

La violencia contra las mujeres y niñas se manifiesta de forma física, sexual y psicológica e incluye básicamente los siguientes supuestos:

-      Violencia por un compañero sentimental (violencia física, maltrato psicológico, violación conyugal, feminicidio).

-      Violencia sexual y acoso (violación, actos sexuales forzados, insinuaciones sexuales no deseadas, abuso sexual infantil, matrimonio forzado, acecho, acoso callejero, acoso cibernético).

-      Trata de seres humanos (esclavitud, explotación sexual).

-      Mutilación genital.

-      Matrimonio infantil.

Aunque todas las mujeres, en todas partes del mundo, pueden sufrir violencia de género, no podemos olvidar que algunas mujeres y niñas son particularmente vulnerables.

Por ello, este 25 de noviembre, Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, no solo pretende denunciar y condenar la crueldad de todo tipo de manifestación violenta contra las mujeres, sino combatir esta situación, como lo que es: una cuestión de Estado.

La violencia contra las mujeres es un fracaso de la sociedad en su conjunto. Y la sociedad en su conjunto debe actuar para eliminarla.

Mérida, a 25 de noviembre de 2019.